Queratocono: No dejes que afecte tu vida cotidiana

Queratocono: No dejes que afecte tu vida cotidiana

Queratocono: No dejes que afecte tu vida cotidiana

Existen diversas enfermedades de la córnea que pueden afectar gravemente nuestra visión, además del Glaucoma o las Cataratas, está el Queratocono.

La córnea es la capa transparente exterior del ojo. Además de su función protectora, asume una parte importante de la refracción para el enfoque de la imagen. Por tanto, una córnea sana es uno de los requisitos más importantes para una visión nítida y clara.

¿Qué es el Queratocono?

El Queratocono es una enfermedad corneal no inflamatoria progresiva y que afecta a ambos ojos, en la que hay un adelgazamiento y abultamiento de la córnea hacia adelante dejándola en forma de cono.

Los cambios corneales en el Queratocono conducen a visión borrosa y visión doble. La vida cotidiana suele verse gravemente afectada, como conducir un automóvil, usar una computadora, mirar televisión o leer.

¿Cuál es la causa del Queratocono?

La causa del Queratocono aún no está clara. Ahora se cree que una variedad de factores desencadena el Queratocono, entre ellos factores genéticos y ambientales.

El Queratocono está asociado con:

  • Exposición permanente a la córnea, como frotamiento excesivo de los ojos o uso prolongado de lentes de contacto duros.
  • Las alergias (especialmente la dermatitis atópica), la osteogénesis imperfecta, los problemas de tiroides, el prolapso de la válvula mitral en el corazón.
  • Diversas enfermedades oculares también están asociadas con la aparición de Queratocono.
  • Enfermedades sistémicas como el síndrome de Down.
  • Factores hereditarios.

Los nuevos métodos de exploración permiten un diagnóstico precoz, por lo que el Queratocono se detecta con más frecuencia hoy en día que en el pasado.

¿Cuáles son los síntomas del Queratocono?

Los síntomas generalmente comienzan en la pubertad tardía hasta la edad adulta. El Queratocono suele afectar a ambos ojos, pero los síntomas pueden ser diferentes en cada ojo. Si bien un ojo ha sido diagnosticado durante mucho tiempo con Queratocono, el otro ojo puede tardar años en desarrollar síntomas.

Los síntomas del Queratocono incluyen:

  • Visión borrosa y distorsionada
  • Intolerancia a las lentes de contacto en forma avanzada
  • Visión doble
  • Mayor sensibilidad a la luz
  • Mala visión al atardecer y en la oscuridad
  • Irritación leve de los ojos

A medida que avanza el Queratocono, la agudeza visual continúa disminuyendo, y se va desarrollando un Astigmatismo irregular y aumentado.

¿Cómo se hace el diagnóstico de Queratocono?

El historial médico del paciente juega un papel importante en el diagnóstico de Queratocono. La información inicial del paciente sobre enfermedades que suelen estar asociadas al Queratocono podría ser una primera indicación.

Incluso los pacientes que informan de una corrección inadecuada del defecto visual con lentes de armazón o lentes de contacto pueden dar al médico indicaciones iniciales de la enfermedad corneal presente, debido a que el defecto visual ya no puede corregirse por completo con ayudas visuales en el Queratocono avanzado.

El Queratocono se puede diagnosticar en las primeras etapas con una topografía corneal. La topografía corneal es un método para medir la córnea con precisión microscópica.

Este examen crea un relieve de color de la córnea en unos pocos segundos. El Queratocono muestra patrones típicos de abultamiento en estas imágenes y, por lo tanto, puede identificarse claramente.

¿Cuáles son las opciones para el tratamiento del Queratocono?

Las opciones de tratamiento para el Queratocono dependen de la gravedad de los síntomas. Los diferentes tratamientos para corregir esta enfermedad ocular son:

Lentes de armazón

Durante las primeras etapas, el queratocono se puede corregir con lentes de armazón. A medida que avanza la enfermedad, estos lentes ya no pueden corregir el defecto visual.

Lentes de contacto y lentes esclerales

Las lentes de contacto pueden compensar las irregularidades de la superficie corneal en el Queratocono avanzado a través de su forma y se logra una mejor visión que con anteojos.

La corrección de la lente de contacto es posible siempre que la tolerabilidad lo permita y la vista lograda sea suficiente.

Los lentes esclerales también se recomiendan para ojos con córneas irregulares como el Queratocono. Debido a su gran diámetro (15-18 mm), la córnea enferma se puede unir por completo.

Crosslinking

El crosslinking es un método para ralentizar o incluso detener la progresión del Queratocono.

El Crosslinking es un procedimiento mediante el cual la córnea se irradia con luz UV-A (370 nm) después de la aplicación de riboflavina (vitamina B2). Los radicales de oxígeno liberados por la riboflavina durante la irradiación reaccionan con el colágeno de la córnea para formar nuevos enlaces cruzados. De esta forma se fortalece la córnea.

Es recomendable hacer el crosslinking a una edad temprana. De ser posible antes de los 30 años, ya que el Queratocono aún no está tan avanzado. El grosor de la córnea también debe ser superior a 400 micrómetros.

Anillos intraestromales

El Queratocono se puede tratar con los anillos intraestromales. Estos son anillos delgados, semicirculares, hechos de material plástico que se implantan en la capa media del HH (estroma).

Una vez implantados los anillos, la córnea se aplana y, además de la forma de la córnea, también se cambia la posición del cono.

La córnea se fortalece con este procedimiento de modo que se eliminan algunas o todas las imperfecciones causadas por el Queratocono para mejorar la agudeza visual del paciente.

Dependiendo de la gravedad del Queratocono, es posible que se requieran lentes de contacto o lentes de armazón después de la implantación.

Trasplante de córnea

En casos graves, se indica un trasplante de córnea (queratoplastia). Esto afecta a alrededor del 20% de los pacientes con Queratocono.

Después de un trasplante de córnea la agudeza visual tarda algún tiempo en mejorar. También es posible que esto no se pueda corregir de manera óptima y que aún se deba usar una ayuda visual, generalmente lentes de contacto.

En la Clínica Santa Lucía contamos con médicos especialistas capacitados para brindarle el mejor servicio. Tenemos los quirófanos mejor equipados del país, dotados con la más alta tecnología. Consulte con su Oftalmólogo de confianza si presenta algunos de estos síntomas.